Tu cara más joven ¡Puedes conseguirlo!

Tu cara más joven ¡Puedes conseguirlo!

Todas soñamos con tener una piel saludable, suave y sin imperfecciones. Pero no siempre hace falta gastar tanto dinero en tratamientos de belleza y de hecho, muchos de ellos no ofrecen el resultado que esperamos.

Hay algunos remedios bastante asequibles al bolsillo, que dejarán como nueva la piel de tu rostro y te ayudarán a remescar bolsas y ojeras. ¡Tú puedes conseguirlo!

 

Remedios para lucir un rostro más joven

Un remedio fantástico para suavizar y activar la piel de tu rostro es aplicar té verde a modo de loción, por sus cualidades nutritivas y astringentes. Lo puedes hacer tanto por la mañana como por la noche, para limpiar la piel y favorecer la circulación de la sangre. Basta con que prepares una taza de té verde con 2 bolsitas y lo pongas un rato en el refrigerador. Cuando esté frío, toma un algodón, mójalo en el té y pásatelo por el rostro. No tardarás en sentir la piel más tonificada.

Para eliminar esas pequeñas cicatrices dejadas por el acné y que tanto afean el rostro, puedes usar aceite de rosa de mosqueta. Es fácil de hallar en cualquier tienda natural y hasta en perfumerías, así que no tendrás problemas para adquirirlo. El método es simple: todos los días aplica en el rostro un poco de este aceite, dándote un suave masaje que inmediatamente reactivará la circulación y hará que el aceite penetre en la epidermis. Con el paso de los días, verás cómo las cicatrices van desapareciendo.

Y si tienes puntos negros en la piel, te recomendamos un simple tratamiento con yogurt natural y limón. Para ello, debes mezclar 2 cucharadas de yogurt con 1 de jugo de limón, y aplicarla en la zona donde abundan los puntos negros. Deja que la mezcla actúe durante unos 20 minutos, y luego enjuágate el rostro con mucha agua. Si perseveras, pronto notarás la diferencia.

Lucir un rostro más joven puede lograrse de forma natural. Prueba y verás los resultados.